Entre matices y tonalidades

Le Due Salon ha desarrollado una técnica innovadora llamada Shatush Class,  donde sus creadores fueron capaces de capturar los rayos del sol para encerrarlos en el pelo, dando un nuevo brillo al cabello.  Toques de luz que acarician tu cabello, recordando el efecto del sol después de largos días en el mar. El aspecto no rompe la naturalidad, solo está potencializada con reflejos, que proporcionan un contraste discreto y con mucho glamour.

Efectos de luz solar en el cabello

El Shatush Class es una técnica que se adapta bien a todo los tipos de cabello, desde claros hasta los más oscuros. Dependiendo de la forma de la cara, el color de piel y el tipo de efecto que se desee, se eligen los tonos, ya sean cálidos  o fríos. Con esta técnica incluso se puede ocultar los rasgos faciales que no nos gustan o simplemente resaltar los que amamos. Al igual que se puede hacer con el maquillaje.

Shatush Class… y su proceso

Colores establecidos, no es lo que se utiliza en Le Due Salon, sus coloristas se preparan como verdaderos alquimistas, con las manos cubiertas con guantes y las herramientas exactas, estudian sigilosamente los colores,  para proceder a crear una verdadera obra de arte, con sus brochas. No hay nada de qué preocuparse, solo esperar el resultado final.

La belleza de ser estilista

Los directores de Le Due Salon nos comentan los secretos de su acercamiento con las clientas. Una gran responsabilidad cuidar la mirada de una mujer dentro del salon, que normalmente va a estar llena de dudas, deseos y expectativas. En Le Due Salon después de algún tiempo, sus estilistas son capaces de entender a sus clientas a través de la mirada: sus deseos, para lograr satisfacerlas plenamente.

La clientela para Le Due Salon es más que trabajo, son la vida diaria del salon y la motivación para hacer siempre un trabajo equilibrado y de excelente calidad.

La verdadera tendencia del momento es la personalización del trabajo: el cliente está en el centro de la experiencia y de vivir un momento  literalmente único.

El resultado final

Después de unos 45 minutos de exposición, llegamos al momento clave, donde el agua se lleva todo el color residual, dejando al descubierto un cabello rico en matices y tonalidades vibrantes. Luego el secador acompañado de nuestros productos orgánicos, acentuaran el hermoso trabajo; dando como producto hermosas hebras de luz, fría y brillante, y a su vez, la mirada de una clienta feliz de lo que observa en el espejo.

 

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*